¿Cómo reconocer a tu alma gemela?

Si tomamos el lado espiritual de las cosas, todos somos almas encarnadas en la Tierra, en un cuerpo físico.

Hemos conocido a varias « almas » en el transcurso de nuestra vida amorosa.

Ciertamente, estos encuentros han aportado algo a nuestra alma.

Por ejemplo, para hacerla crecer, para despertarla a un estado superior de conciencia.

¿Pero podemos hablar de un alma gemela?

En el mundo actual, es fácil darse cuenta de la reacción de la gente cuando se menciona la palabra « alma gemela ».

La mera idea de pensar que una especie de ser mágico 100% compatible, del que te enamoras inmediatamente, que es el único que te conviene y con el que puedes vivir durante décadas sin desavenencias, es cosa de leyenda.

Sin embargo, muchas personas tienen la suerte de volver a tener a su media naranja como una sola.

Oímos hablar de almas andróginas que son dos personas hechas para estar juntas y hacer su vida en común durante décadas. Su amor es poderoso, complementario, así como fusional y apasionado.

Veamos algunas de las señales que indican que has encontrado a tu alma gemela.

SIGNO 1: COMUNICACIÓN SIN PALABRAS

¿Ha tenido alguna vez la sensación de poder leer la mente de su pareja?

La comprensión mutua y el contacto visual son los signos más comunes de que dos personas están destinadas a estar juntas.

Según la Dra. Carmen Harra, experta en relaciones de pareja, publicada en el Huffington Post:

« Uno de ellos terminará la frase del otro, se llamarán por teléfono al mismo tiempo o simplemente no se cansarán el uno del otro ».

En otras palabras, puedes comunicarte sin hablar, como si leyeras de un libro abierto.

No es necesario intercambiar diálogos, todo está en los ojos de la otra persona. Los ojos transmiten el sentimiento que tienes en tu interior, y esto es recíproco.

Me encanta la siguiente cita, que resume completamente esta sincronización:

« Entre dos amantes no hacen falta palabras, los ojos hablan más que las palabras ».

Si experimentas esto con tu pareja, puede ser tu Alma Gemela.

SIGNO N°2 : ALQUIMIA

Probablemente, cuando conozcas a tu alma gemela, varios factores físicos y espirituales contribuyan a crear una sensación única.

Por ejemplo, cuando conoces a alguien por primera vez, te sientes en un estado de « trance físico » cuando estás en su presencia.

No es una señal infalible, pero no deja de ser un sentimiento que augura un bonito encuentro y, por qué no, una bonita relación.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que esta señal no es una simple atracción física si has conocido a esta persona por casualidad o por primera vez.

Pregunta a tu intuición.

En el caso de una relación ya iniciada, te sientes conectado con el otro aunque no estéis físicamente juntos…

Es como si supieras de forma natural lo que tu otra mitad piensa o siente por ti, o algo te hace pensar obviamente en tu pareja.

Cuando están juntos, una sensación eléctrica invade todo el cuerpo, incluso después de muchos años.

Tienes muy buen feeling con esta persona, intercambias y compartes con naturalidad sin espacios en blanco ni tiempos muertos en la conversación.

Os une una afinidad y una complicidad extraordinaria.

Por último, sus cuerpos son como imanes que se atraen con una necesidad vital de estar al lado del otro.

SIGNO 3: PENSAMIENTOS SIMILARES

Usted tiene la misma opinión.

Al proceder de un lugar y una familia diferentes, es posible que no reciba la misma educación, ni viva el mismo camino ni se desenvuelva en el mismo entorno social.

Pero, sorprendentemente, comparten los mismos puntos de vista y valores.

Puede tratarse del apego a la familia, la justicia, la política, la independencia o la lealtad.

Los mismos fundamentos que te hacen ser quien eres los compartes con tu Alma Gemela, como si pensarais exactamente igual.

Os entendéis claramente como si vuestros pensamientos fueran similares…

Todo ello de forma fluida y constructiva.

SIGNO N°4 : EL FLORECIMIENTO

Todos hemos tenido la experiencia de personas que se ponen celosas con sólo hablar con otra persona del sexo opuesto o que no te dejan ir a ningún sitio sin ellas.

Cuando estás con tu alma gemela, es completamente diferente.

Tienes absoluta confianza en el otro, sabes que no perteneces a ninguno de los dos… Y todo es natural.

Tu alma gemela te estimula, te permite mejorar en todos los ámbitos de tu vida.

Te da la motivación para cuidarte, para comer bien, y te da el valor para hacer algo que nunca te habías atrevido a hacer.

Tu otra mitad te motiva a cambiar lo que no te gusta de ti.

Ya sea física o espiritualmente, dedica parte de su energía a librarte de tus carencias.

Por ejemplo, le ayudará a perder peso, o a dejar de fumar, o a tener un estilo de vida más saludable…

Por supuesto, no debe forzarte, pero su presencia debe simplemente animarte a querer cambiar.

Cuanto más tiempo pases con tu alma gemela, más crecerás.

SIGNO N°5 : UN AMOR VERDADERO

El amor pasional, apasionado o verdadero es un amor que tiene sentido.

No importa cuántos años hayas vivido con esa persona, cada día que pasa te vuelves a enamorar de ella.

La pasión puede desvanecerse con el tiempo, pero el vínculo entre vosotros es tan especial que no se debilitará.

A veces, las parejas que se han separado pueden reencontrarse años después.

Por ejemplo, un amor de instituto o de universidad, en el que cada uno toma caminos profesionales diferentes, se reencuentra « por casualidad » después de varios años con un sentimiento tan fuerte como el primer día.

El amor sigue ahí y es más fuerte que nunca.

No importa cuál sea tu formación y experiencia, debes mantener tu corazón abierto y estar dispuesto a recibir amor.

Tu alma gemela está ahí, prepárate para recibirla.